Cenotes | Península de Yucatán

Los cenotes de la península de Yucatán



Cenote (del maya dzonot: caverna con agua) es una dolina (cueva) inundada de origen kárstico que se localiza en algunas cavernas profundas, por haberse derrumbado el techo de una o varias cuevas. Ahí se juntan las aguas subterráneas, formando un estanque de profundidad variable.


El término también se utiliza cada vez más en la actualidad para describir las características kársticas similares en otros países, como Cuba y Australia, además del término más genérico de dolinas. Como cenotes se llenan con el agua subterránea, el flujo de agua a través de ellos puede ser muy lento, del orden de 1 a 1000 metros por año. En muchos casos, el cenote es conocido por conectar con un sistema de cuevas subyacente y las tasas de flujo de agua a través de la cueva pueden ser mucho más rápidas, de 1 a 1000 metros por día.


Tipos de cenotes: a cielo abierto, semi-abiertos y subterráneos o en gruta. Estas clasificaciones están directamente relacionadas con la edad del cenote, siendo los cenotes maduros aquellos que se encuentran completamente abiertos y los más jóvenes los que todavía conservan su cúpula intacta.

El número de cenotes en el estado de Yucatán es de entre 7 000 a 8 000; la gran extensión de bosque ha hecho más difícil el cálculo para los estados de Campeche y Quintana Roo.

La península de Yucatán corresponde a la parte que emerge de la plataforma continental de Yucatán, que abarca una extensión de 300 000 km2 y que separa al Mar Caribe del Golfo de México. En la península, los rasgos orogénicos (formación de montañas) están prácticamente ausentes, lo que es singular en el contexto nacional; 90% de su superficie está a menos de 200 msnm y la Sierrita de Ticul es la única elevación prominente.


Topográficamente se puede dividir en planicie norte, Sierrita de Ticul y planicie del sur. Cabe mencionar que de norte a sur la elevación aumenta ligeramente, lo cual se explica más adelante. Esta zona abarca, como unidad fisiográfica/geológica, tanto el territorio mexicano, el Petén guatemalteco Cenote Dzitnup, Valladolid, Yucatán. Foto: claudio contreras koob Los cenotes de la península de Yucatán Patricia Beddows, Paul Blanchon, Elva Escobar, Olmo Torres-Talamante La península de Yucatán es una de las cinco zonas fisiográficas de la República Mexicana y representa 2% de la superficie del país, con 39 340 km2 .


La península carece de drenaje superficial debido a la litología (relativo a las rocas), y el río Hondo en la frontera con Belice es el único sistema fluvial de la península.

El clima de la península de Yucatán es cálido-subhúmedo con lluvias en verano, sin embargo, presenta un gradiente de precipitación que aumenta de noroeste a sureste, lo cual se refleja en la vegetación, desde la de zonas áridas en el noroeste, pasando por selvas bajas y medianas subcaducifolias y caducifolias (es decir, que pierden en parte o totalmente las hojas en la estación de secas), hasta selvas altas en el sur, cerca de Chiapas. En verano se presentan huracanes y en invierno, “nortes”.


Notas:

* Los cenotes se han formado debido a que porciones de tierra han colapsado, dejando una * entrada natural al sistema subterráneo de ríos.

* Agua dulce con visibilidad sin límites

* Los cenotes y cavernas son alimentados por el agua de lluvia

* Sistema de cavernas subterráneas.

* Formaciones geológicas

* El buceo en cuevas es muy emocionante

¿Tienes algo que agregar a esta publicación? - Compártelo en los comentarios

4 vistas
  • Facebook
  • Instagram
  • Google Maps
  • Gmail
  • Twitter
  • Whatsapp
Únete

vamosabucear © 2020. Todos los derechos reservados